Tomás Lagomarsino: «Los movimientos de la ministra Aguilera no mueven en nada la aguja»

0
41

Banmédica, Colmena, y Vida Tres fueron las primeras tres grandes Isapres que han reportado la disminución de sus cobros por prima GES. Así inicia un proceso que según la Superintendencia de Salud podría provocar la disminución de un 12% de los ingresos para las aseguradoras. Esto ha levantado la preocupación de la Asociación de Isapres, quienes han acusado de inacción al gobierno, además de presagiar que el fallo de la Corte Suprema puede acabar con el sistema de salud privado. Sin embargo desde el Ejecutivo hacen un llamado a que las Isapres transparenten si lo que desean es una condonación de la deuda. Sobre esto, hoy en Palabra Que Es Noticia conversamos con Tomás Lagomarsino, diputado y miembro de la comisión de salud de la cámara.

¿En que está la discusión respecto del actual momento de las Isapres y el cumplimiento del fallo de la Corte Suprema?

“Entre el año pasado y este año, hubo 3 fallos de la Corte Suprema. El primero de precios bases, el segundo de tablas de factores de riesgo, el tercero de primas GES.  Y son estos últimos dos los que nos tienen el día de hoy discutiendo. El segundo, que genera una deuda de 1.400 millones de dólares, y el tercero, producto de los problemas que genera su rápida implementación, que ya estamos viendo desde el día de hoy”, señala Tomás Lagomarsino.

“En esa líne, el gobierno, para evitar resultados complejos en el sistema de salud, ingresó a una ley corta. El 9 de mayo, a pocos días de cumplirse el plazo fatal para que debiera implementarse el primer plazo de la Corte Suprema. Lamentablemente se han tenido que pedir dos prórrogas, y por tanto hay que esperar hasta el 30 de mayo del próximo año para cumplir el fallo de la Corte Suprema. Tenemos una ley corta que está estancada en la Comisión de Salud del Senado. Ese es el resumen de cómo estamos hoy día”, indica el diputado y miembro de la comisión de salud de la cámara.

¿Entonces existe tiempo para que comience a regularse esta deuda millonaria de las Isapres?

“Efectivamente, hasta el 30 de mayo del próximo año”, puntualiza Tomás Lagomarsino

Entonces, ¿la reducción de la prima GES puede hacer tambalear a las Isapres como ellos lo han dicho?

“Hay una diferencia muy importante entre el segundo fallo, que es el de Tabla de Factores, y el tercero, que es el de primas GES. El de prima GES no obliga a la Isapres a devolver cobros en exceso. Y, por tanto, la consecuencia del cumplimiento de este fallo es que la Isapres verá una merma en su ingreso, en torno a un 12%. A diferencia del fallo de la Tabla de Factores de Riesgo, que no solamente genera una merma de ingreso a futuro, sino que también genera un pasivo. Una deuda que tienen que devolver, que ha ido creciendo, y que ya debe estar por sobre los 1.400 millones de dólares”, afirma el diputado y miembro de la comisión de salud de la cámara.

“Yo creo que ningún sector político el día de hoy quiere que la Isapres quiebren o entren en insolvencia, porque esa es una consecuencia bastante compleja de abordar, principalmente para los pacientes. Nadie quiere las consecuencias negativas de la insolvencia o de la quiebra”, asegura Tomás Lagomarsino.

“Ahora bien, hay que transparentar, ser también categórico y honesto sobre cuáles pueden ser las posibles soluciones a este problema. Lamentablemente, el informe de la Comisión Técnica del Senado, lo que planteó en la práctica es, a través de dos mecanismos, la eliminación retrospectiva de los excedentes y la mutualización retrospectiva: un perdonazo en la práctica. Es decir, disminuir la deuda desde los 1.400 millones de dólares en torno a los 400 y tantos millones de dólares, y además, subir prolongado en el tiempo el costo del plan. De tal forma de que la deuda la termine pagando el afiliado. Y eso a mí me parece que no es el mecanismo para resolver esta crisis”, explica Tomás Lagomarsino.

¿Ese es el perdonazo?

“Eso es lo que planteó el informe de la Comisión Técnica del Senado. Pero yo creo que este tema ha sido muy mal manejado producto de que es un problema que tiene que guiar y conducir el Ejecutivo, el Ministerio de Salud. Pero como no lo ha hecho, la Comisión de Salud del Senado se tomó el tema, por decirlo así. Ellos mismos convocaron a una Comisión Técnica de Expertos, que yo diría estaba con personas con bastantes conflictos de interés, que han sido gerentes o han sido integrantes de la Asociación de Isapres, y que finalmente generaron una recomendación perfecta para la Isapres, no para los afiliados”, comenta el diputado y miembro de la comisión de salud de la cámara”, sentencia el diputado y miembro de la comisión de salud de la cámara.

¿La mutualización?

“La mutualización y la eliminación retrospectiva de los excedentes, que también reduce significativamente la deuda. Aquí hay que ser categórico, esta deuda es de las Isapres con las personas. Si esta deuda fuera de las Isapres con los bancos, probablemente no estaríamos poniendo sobre la mesa un perdonazo de las características que se han planteado”, sostiene Tomás Lagomarsino.

Cuando le piden a las Isapres que piden la condonación de la deuda, ¿que hay de fondo en esas declaraciones? ¿Cuál es la intención?

“En eso hay que ser claro, las Isapres han sido un área económica de nuestro país que ha actuado subversivamente”, acota el diputado y miembro de la comisión de salud de la cámara.

“Uno se pregunta ¿en qué otro país del planeta, a una actividad económica, se le permite imponerse por sobre su propio regulador?. Porque aquí, en el año 2019, el ex ministro Mañalich anunció el fin de las discriminaciones, tema que aplaudo, a pesar de ser de un color político diferente, pero él dio un paso en la línea correcta, decirle a las Isapres: ustedes a partir de abril de 2020 tienen que aplicar una tabla única de factores de riesgo, en línea con el fallo del Tribunal Constitucional del año 2010, que declaró inconstitucional estas tablas de factores, y tienen que aplicar esta única”, reflexiona Tomás Lagomarsino.

“¿Y qué dicen las Isapres?: no, no las vamos a aplicar y siguen haciendo lo que quieren. Ese es el meollo del asunto, la aplicación de esa tabla única de factores de riesgo, eso nos tiene con una deuda de 1.400 millones de dólares, o más dinero”, agrega el diputado y miembro de la comisión de salud de la cámara.

“Y me pregunto, ¿en qué otra parte del mundo?, o ¿qué otra industria a la que le dicen haga “A”, hacen B. Toda el área económica de nuestro país, en general, tiende a seguir las indicaciones de su entidad reguladora. Aquí las Isapres por años, por décadas, han tenido prácticamente una actitud subversiva, en la cual no han seguido las indicaciones de su regulador, que en este caso es la Superintendencia de Salud, y que se han emitido millones de fallos de la Corte Suprema diciéndole que han vulnerado derechos protegidos por nuestra Carta Fundamental”, complementa Tomás Lagomarsino.

¿Cómo funciona el entramado para los distintos afiliados al sistema de salud? ¿Es tan profunda la diferencia entre el sistema de Isapres y el sistema público?

“La diferencia es brutalisima. Pero, concuerdo en que no vale la pena llorar sobre la leche derramada a esta altura. Pero, a propósito de lo anterior, las consecuencias de la eventual insolvencia o quiebra de la Isapres son catastróficas. Ahí coincido con los planteamientos que han postulado esa aseveración”, aclara el diputado y miembro de la comisión de salud de la cámara.

¿En qué sentido son catastróficas? Explíquenos así qué podría pasar

“Primero que todo, cuando una Isapre quiebra, esas personas que son parte de esa Isapre son inyectadas masivamente a Fonasa, lo cual obviamente tensiona significativamente las capacidades de financiar prestaciones de salud desde Fonasa. Esto porque tú tienes personas que tienen una carga de enfermedad grande, muchos de ellos cautivos, pero que además pueden pagar un plan adicional, porque pagan una cotización voluntaria extra que permite amortizar el costo de la enfermedad y la carga que significa eso para el bolsillo del afiliado. Si son inyectados sin ninguna modificación legal a Fonasa, solamente pueden cotizar y pagar el 7% de salud, y esa cotización adicional en la práctica termina perdiéndose, ya no se le puede pagar a nadie y nadie recibe estos recursos”, expone Tomás Lagomarsino.

“En segundo lugar, las Isapres tienen compromisos financieros muy importantes con muchos prestadores de salud del ámbito privado, clínicas y centros médicos, que no solamente entregan atenciones al sector privado, sino que también resuelven muchos de los problemas de salud del sector público. Es decir, aquella persona que tiene una patología GES, que el hospital no le resolvió el problema y que tiene que activar el segundo prestador, hoy va a una clínica. O la persona que necesita una cama crítica en un hospital público pero no hay cama crítica y por tanto se le deriva una clínica y un largo etc. En ese contexto si es que tuviéramos impactos negativos en el sector prestacional dadas la quiebra de las Isapres y los compromisos que tienen con los prestadores, evidentemente eso también va a afectar al sector público de salud”, fundamenta el diputado y miembro de la comisión de salud de la cámara.

Usted, por el contrario de las palabras que el presidente Boric le dedicó a la ministra de Salud, aseveró que nadie se está haciendo responsable de este problema, con esto quiere decir que la ministra Ximena Aguilera no ha cumplido a cabalidad con su trabajo?

“Yo tengo un largo reconocimiento en la trayectoria de la ministra de salud, la doctora Aguilera, pero es una trayectoria académica y epidemiológica. Y aquí no estamos ni en la academia, ni en una situación crítica epidemiológica, probablemente si la crisis fuera la pandemia, tendríamos una ministra perfecta. Pero lamentablemente estamos en una crisis que tiene una voluntad yo diría bastante transversal para poder resolverla, pero también tiene componentes políticos, económicos, y creo que no ha habido la suficiente o adecuada conducción en esos términos. Independiente que a la ministra yo sí la veo trabajando, la veo moviéndose, pero veo que el trabajo y los movimientos que ella realiza no mueven en nada la aguja en ninguna parte con respecto a este tema”, concluye en Palabra Que Es Noticia Tomás Lagomarsino.

La entrada Tomás Lagomarsino: «Los movimientos de la ministra Aguilera no mueven en nada la aguja» se publicó primero en Futuro Chile.