Corsair M75 AIR Wireless, análisis: simetría ultraligera

0
76

La compañía estadounidense estrena nuevo ratón, el Corsair M75 AIR Wireless y esta vez nos encontramos con una apuesta muy clara por dos conceptos que han ganado mucho terreno en el sector tecnológico, la simetría y la ligereza. A simple vista también nos llama mucho la atención porque, a pesar de ser un ratón pensado para gaming, tiene un acabado sobrio y muy discreto.

No hay ninguna duda, por peso el Corsair M75 AIR Wireless da el corte para ser considerado como un auténtico peso pluma, pero lo más interesante es que a nivel de prestaciones estamos ante un auténtico peso pesado, ya que se trata de un ratón de última generación y alto rendimiento que cuenta con lo más avanzado del sector, aunque sobre ello profundizaremos más adelante.

Corsair M75 AIR Wireless

Ya os adelanto que el Corsair M75 AIR Wireless no es un ratón ultraligero más, es un modelo que consigue destacar entre la multitud y que lo tiene todo para convertirse en uno de los grandes referentes de su clase. Si queréis descubrir más detalles no os perdáis este análisis, porque os voy a contar todas sus claves. Antes de empezar agradecemos a Corsair España que nos haya enviado una unidad antes de su lanzamiento.

Corsair M75 AIR Wireless

Corsair M75 AIR Wireless: análisis externo

El Corsair M75 AIR Wireless está disponible en dos colores, blanco y negro. La unidad que nos ha enviado Corsair es la de color negro, un color que encaja perfectamente en cualquier escritorio y que sin duda es la opción más elegante y discreta. Nada más sacarlo de la caja nos encontramos con un ratón de tamaño medio que sorprende por lo extremadamente ligero que es.

Corsair M75 AIR Wireless

Este ratón está fabricado en plástico, y a pesar de su ligereza presenta una solidez y una calidad sobresaliente, ya que no he percibido ningún tipo de fragilidad estructural ni ruidos que puedan indicar problemas en los puntos clave donde se produce mayor desgaste con el uso diario. A nivel de diseño Corsair ha optado por una línea más redondeada que en otros modelos, y elegido un tono negro mate dominante que contrasta con pequeños detalles en negro brillante.

Corsair M75 AIR Wireless

La simetría del Corsair M75 AIR Wireless es total, lo que significa que puede ser utilizado sin problema tanto por usuarios zurdos como diestros. Como he dicho anteriormente, las sensaciones que transmite al tacto son muy buenas, y a nivel de ergonomía la compañía estadounidense también ha hecho un gran trabajo, ya que permite una sujeción natural y realmente cómoda con cualquier tipo de agarre.

Corsair M75 AIR Wireless

En la parte superior tenemos los clásicos botones de clic izquierdo y derecho, la rueda de scroll vertical que también ofrece un tercer clic, vemos también un indicador LED multifunción en el centro y el logo de Corsair en la parte inferior, que destaca con un tono negro más brillante, al igual que las líneas trazadas en la superficie del ratón, que rompen la sobriedad del conjunto y le dan un toque de distinción.

Corsair M75 AIR Wireless

Si miramos en el lateral izquierdo nos encontramos con dos botones adicionales que están estratégicamente situados para garantizar un fácil acceso. Estos también tienen un tono negro más brillante que los diferencia mejor del chasis del ratón. En la parte frontal se encuentra un conector USB Type-C que utilizaremos para cargar la batería del ratón.

Corsair M75 AIR Wireless

En la base del ratón tenemos unas almohadillas deslizantes fabricadas de teflón virgen, y también podemos ver el sensor óptico, el botón de encendido y el espacio de almacenamiento para el receptor USB, que viene insertado en un espacio en la caja, justo a la derecha del ratón. La caja incluye también el cable de carga, como no podía ser de otra forma. Podemos utilizarlo de forma cableada si nos quedamos sin batería.

Especificaciones del Corsair M75 AIR Wireless

Corsair M75 AIR Wireless

  • Ratón gaming inalámbrico ambidiestro de gama alta.
  • Construido en plástico de alta calidad con una línea totalmente simétrica.
  • Tecnología Corsair SLIPSTREAM WIRELESS que ofrece una latencia inferior a 1 ms trabajando en la banda de 2,4 GHz.
  • Compatible con Bluetooth 4.2 LE.
  • Tasa de sondeo máxima de 2.000 Hz (0,5 milisegundos.)
  • Sensor óptico Corsair MarksMan de hasta 26.000 DPI ajustable en pasos de 1 DPI, con una aceleración de hasta 50G.
  • Interruptores ópticos OMRON (botones derecho e izquierdo) que reducen la latencia y minimizan el punto de actuación de cada clic. Tienen una vida útil garantizada de 100 millones de clics.
  • Base deslizante con almohadillas de teflón virgen. Ofrece la mejor resistencia química de todos los plásticos, y tiene un bajo coeficiente de rozadura, lo que mejora el deslizamiento y garantiza una larga vida útil.
  • Tecnología Corsair QUICKSTRIKE que elimina el espacio entre los interruptores principales. De esta manera se consigue una respuesta casi instantánea con cada clic.
  • Cinco botones programables.
  • Batería integrada recargable con hasta 34 horas de autonomía por carga en modo Corsair SLIPSTREAM WIRELESS, y hasta 100 horas en modo Bluetooth 4.2 LE.
  • Recarga rápida: puede completar una carga completa en solo 75 minutos.
  • Integración total con la plataforma iCUE:
  • Cable de carga USB 2.0 Type-A a Type-C.
  • Peso: 60 gramos.
  • Medidas: 128 x 65 x 4,16 mm.
  • Precio: 149,99 euros.

Configuración y experiencia de uso

Corsair M75 AIR Wireless

El Corsair M75 AIR Wireless viene cargado de casa, así que nada más sacarlo de la caja podemos empezar a disfrutarlo sin tener que esperar a que se cargue. Como os he dicho anteriormente, funciona tanto de forma cableada como inalámbrica, pero dará lo mejor de sí funcionando sin cables y bajo el modo Corsair SLIPSTREAM WIRELESS, porque este elimina la latencia casi por completo.

Para empezar a disfrutarlo, y para sacarle el máximo partido, solo tenemos que seguir estos pasos:

  • Conectamos el receptor USB.
  • Nos vamos a la base del Corsair M75 AIR Wireless y mantenemos pulsado el botón de encendido.
  • Descargamos e instalamos iCUE. Es una aplicación modular muy ligera, así que el proceso será muy rápido y totalmente autoguiado.
  • Listo, el proceso de vinculación con el receptor es automático, y aparecerá identificado en iCUE.

A través de iCUE podemos acceder a diferentes opciones de configuración, aunque hay que destacar que este ratón no tiene iluminación LED RGB, solo cuenta con un LED de estado multifunción en forma de puntito situado en la zona central que nos dará información útil sobre el nivel de carga de la batería, y también sobre el modo de conexión que estamos utilizando.






Como podéis ver en la galería adjunta, que podéis ampliar haciendo clic en ella, iCUE nos permitirá:

  • Asignar teclas y funciones concretas, cosa que podemos hacer tanto por software como por hardware.
  • Ajustar el nivel de DPI con total precisión y establecer diferentes niveles entre los que podremos alternar con solo pulsar un botón.
  • Hacer una calibración de superficie para afinar y mejorar el movimiento del ratón en función del tipo de superficie sobre el que lo estemos utilizando.
  • Tendremos acceso también a diferentes opciones de configuración del ratón, incluyendo cosas tan importantes como la tasa de sondeo, el nivel de batería, el tiempo que debe pasar sin utilizarse para que el ratón entre en modo reposo, el modo ahorro de energía y la actualización del firmware.

La interfaz de iCUE es muy sencilla e intuitiva, así que no tendremos ningún tipo de problema para personalizar el Corsair M75 AIR Wireless y adaptarlo mejor a nuestras necesidades y preferencias. También es muy ligera, gracias al nuevo diseño modular que estrenó recientemente.

He empezado mi ronda de pruebas con un primer contacto a través del uso diario que hago del PC en mi trabajo, lo que significa que me he centrado en tareas de ofimática, navegación web y edición sencilla de fotografías. Como ya os he comentado en análisis anteriores, siempre que analizo un ratón lo primero que hago es crear diferentes ajustes de DPI para poder alternar entre ellos fácilmente.

Corsair M75 AIR Wireless

Esto me permite disponer de diferentes configuraciones en función de lo que necesite en cada momento, una mayor velocidad de movimiento del ratón o una mayor precisión a costa de un desplazamiento más lento del cursor. El Corsair M75 AIR Wireless me permitió hacer esto sin problemas, aunque de una manera diferente, ya que tuve que asignar el botón «sniper», con un menor nivel de DPI, al primer botón de los dos adicionales situados en el lateral izquierdo.

La respuesta del ratón fue perfecta, tanto en los momentos en los que necesitaba moverme rápido por el monitor realizando diferentes acciones a golpe de clic como en aquellos casos en los que tenía que dar preferencia a la precisión para ajustar recortes y editar imágenes. Gracias a su ergonomía y a su extrema ligereza la experiencia fue además muy cómoda, y mi muñeca, que está acostumbrada a ratones más pesados, se sintió como si estuviera movimiento «una pluma».

Tras este primer contacto nos toca saltar al plato fuerte, los juegos. El Corsair M75 AIR Wireless es un ratón muy curioso porque «engaña», es decir, esconde a la perfección su espíritu gaming bajo una fachada de sobriedad y un acabado extremadamente ligero que nos hacen pensar a simple vista que estamos ante una solución para ofimática. Nada más lejos de la realidad.

El Corsair M75 AIR Wireless es un ratón gaming de primer nivel, esto es algo que se aprecia claramente al ver sus especificaciones. Ese sensor óptico de 26.000 DPI personalizable en saltos de 1 DPI es un componente propio de ratones gaming de gama alta, y lo mismo ocurre con sus botones Corsair QUICKSTRIKE, que eliminan el retraso que se produce en los clics izquierdo y derecho con cada pulsación, lo que significa que estas se registran de manera instantánea.

Corsair M75 AIR Wireless

Por si todo esto fuera poco, el Corsair M75 AIR Wireless cuenta también con la tecnología SLIPSTREAM WIRELESS que reduce la latencia casi a cero, y los clics derecho e izquierdo utilizan interruptores ópticos, lo que elimina por completo el efecto rebote.

Estas tecnologías también están presentes en el Corsair Darkstar Wireless, un dato que he querido daros para que os hagáis una idea más clara de por qué estoy diciendo que el Corsair M75 AIR Wireless es un ratón gaming de primera clase. Integrar todo esto en un ratón manteniendo un peso de solo 60 gramos impresiona, y ha permitido a Corsair crear uno de los mejores ratones que he probado hasta el momento.

En juegos exigentes como el multijugador de Destiny 2, League of Legends y Battlefield 2042 la experiencia que ofrece el Corsair M75 AIR Wireless es una auténtica delicia. El deslizamiento es perfecto, su bajo peso nos permite realizar numerosos desplazamientos con gran rapidez y un esfuerzo mínimo, lo que reduce la fatiga y nos permite rendir mejor durante más tiempo.

Por otro lado la precisión y la rapidez de acción que conseguimos con cada clic es impresionante. El Corsair M75 AIR Wireless respondió a todas mis acciones con la precisión y la rapidez que esperaba, y esto me permitió salir airoso de un par de situaciones muy apuradas en League of Legends y Battlefield 2042. En el primero logré lanzar una onda sónica con Lee Sin antes de que un enemigo llegase a huir con un destello por un obstáculo de su jungla, y en el segundo simplemente empecé a disparar un poco antes que mi enemigo.

Es importante que tengáis en cuenta que soy un amante de los videojuegos, y que aunque no soy ningún maestro tengo cierta habilidad, así que obviamente el Corsair M75 AIR Wireless no me ha hecho ningún profesional, simplemente me ha ayudado a mejorar esa habilidad que ya tenía gracias a su excelente conjunto de prestaciones. Esto es precisamente lo que podéis esperar de él, un alto nivel de rendimiento que os ayudará a desarrollar vuestro potencial como jugadores.

Notas finales: una gran sorpresa

Y lo es porque, como he dicho anteriormente, cualquiera a simple vista pensaría que el Corsair M75 AIR Wireless es un ratón para oficina. Bajo ese diseño tan sencillo y discreto se esconde uno de los mejores ratones para gaming que he tenido la suerte de  probar, y también es uno de los más cómodos y ligeros que existen ahora mismo en el mercado. Ya sabes, no puedes juzgar nunca un libro por su portada.

Es cierto que echo en falta un toque de iluminación LED RGB porque, al fin y al cabo, me gusta mucho este detalle en un producto gaming, pero este añadido habría aumentado el peso del ratón y habría afectado a su autonomía. Entiendo que con el Corsair M75 AIR Wireless la compañía californiana ha querido hacer algo muy concreto, crear un ratón ultraligero de altísimas prestaciones, y que para ello ha dejado por el camino todo lo que no resultaba imprescindible de cara a conseguir ese objetivo.

Corsair M75 AIR Wireless

No hay duda de que Corsair lo ha logrado, y con creces. El Corsair M75 AIR Wireless incorpora las últimas tecnologías del sector, monta componentes de altísima calidad y ofrece una experiencia de uso tan buena que realmente puede ayudarte a mejorar tu rendimiento en juegos. Con él no te convertirás en un buen jugador de la noche a la mañana, pero será «un bastón» en el que podrás confiar y apoyarte para recorrer el largo camino de práctica que te permitirá convertirse en ese «maestro» que ansías ser.

Solo puedo ponerle un «pero» al Corsair M75 AIR Wireless, y es el precio de venta, ya que resulta bastante elevado. No obstante, teniendo en cuenta su calidad de construcción, los componentes que integra y la experiencia de uso que ofrece debo considerarlo como razonable, porque aunque tiene un precio alto lo compensa ofreciendo un valor acorde. Recomendable, sin duda, no defraudará ni siquiera al jugador más exigente.

Valoración final


9.1
NOTA

NOS GUSTA

Calidad de construcción.
Diseño simétrico.
Prestaciones.
Tecnologías avanzadas.
Experiencia de uso.
Ligero y cómodo.

A MEJORAR

Precio, aunque comprensible.

RESUMEN

El Corsair M75 AIR Wireless incorpora las últimas tecnologías del sector, monta componentes de altísima calidad y ofrece una experiencia de uso tan buena que realmente puede ayudarte a mejorar tu rendimiento en juegos. Con él no te convertirás en un buen jugador de la noche a la mañana, pero será «un bastón» en el que podrás confiar y apoyarte para recorrer el largo camino de práctica que te permitirá convertirse en ese «maestro» que ansías ser. Recomendable, sin duda, no defraudará ni siquiera al jugador más exigente.

Calidad de construcción9

Rendimiento9.5

Instalación y software9.5

Calidad/Precio8.5

La entrada Corsair M75 AIR Wireless, análisis: simetría ultraligera se publicó primero en MuyComputer.